Luego que el último viernes, el Gobierno Regional de Puno, registrara en el aplicativo, todos los proyectos de inversión para el año 2021, se conoce que las provincias menos favorecidas serán Azángaro, San Román y Sandia, mientras que las provincias que recibirán más recursos para proyectos de inversión son: San Antonio de Putina, Yunguyo y la provincia de Moho.
Al respecto, el exjefe de programación multianual del Gobierno Regional de Puno, Wilber Cutipa Alejo, señalo que existe preocupación en varios proyectos porque, no fueron considerados para el 2021, caso de la carretera Abra Susuya – Macusani, en la provincia de Carabaya, el cual han proyectado con 50 mil soles pero aun habría un saldo de 850 mil soles, lo que significa que no será concluido el próximo año y recién podría ser concluido en el 2022.

Otro caso similar, es en la provincia de Chucuito – Juli, sobre la construcción del Hospital Rafael Ortiz Rabines, el cual está quedando con 0 soles, lo que significa que esta desfinanciado; de igual manera, ocurre en la provincia de Huancané, el Hospital Lucio Aldazabal, que a pesar de contar con expediente técnico, tampoco está considerado en la lista de proyectos del Ministerio de Salud.

Además, Cutipa Alejo, índico que el Hospital de Huancané y de Juli, no están considerados dentro de la cartera de proyectos para el próximo año del Ministerio de Salud, por ello, el Gobierno Regional tiene que trabajar para dichos proyectos se ejecuten en el 2022.

En el caso del Hospital de Azángaro, tiene una asignación de 72 millones de soles, lo que significa que será ejecutado el próximo año; de igual forma ocurre con los hospitales de Yunguyo, Lampa y Sandia, los cuales tienen asignados presupuestos para la elaboración de expedientes técnicos.