Indignante. Tras quedar herido en un accidente vehicular, un sujeto identificado como Jhon Peve Sotelo fue trasladado al hospital Félix Torrealva Gutierrez de EsSalud, ubicado en la región de Ica. Sin embargo, escapó después de conocer el resultado positivo en su prueba de descarte para covid-19.

Sin respetar los protocolos de bioseguridad y por la fuerza, exigía que lo dejaran salir, incluso cuando aún tenía una sonda que arrastraba por el piso del centro de salud. Pese a las reiterativas advertencias de que estaba incurriendo en un delito, el personal de vigilancia de dicho nosocomio no

Por más que los vigilantes trataron de persuadirlo, él y sus familiares  insistían, hasta que logró huir. En ese sentido, Mario Vicuña Ramirez, director del hospital, formalizó la denuncia contra el paciente, que llegó el 22 de junio al hospital por un accidente y allí se enteró que estaba infectado con el temible virus.

“El paciente, que sabía que tenía COVID-19, puso en peligro a las personas que se encontraban en la calles y a los vigilantes”, puntualizó Vicuña Ramirez, además de señalar que Peve Sotelo agredió de manera verbal al personal médico al resistirse a ser hospitalizado.

“Debido al barullo que ocasionó y a las amenazas terminamos cediendo”, agregó tras precisar que se intentó retenerlo en todo momento, sin éxito alguno.