Josué de dos años se encontraba jugando con sus padres cuando cayó dentro de un pozo con agua en un parque del Cercado de Lima.

Al promediar las 9:00 p. m. confirmaron que el pequeño se ahogó en metro y medio de agua que se hallaba al fondo del hoyo. Ahora, los rescatistas trabajarán para sacar el cadáver del menor, procedimiento que podría tardar de 4 a 5 hora

“Hemos trabajado con toda la idea de sacarlo vivo. Hemos estado toda la tarde trabajando, han visto todo el esfuerzo que hizo el Cuerpo General de Bomberos y la Policía Nacional para rescatar al niño de dos años. Lamentablemente es lo que hemos podido conocer (el fallecimiento del niño) con estos equipos auditivos. Ahora vamos a trabajar para sacarlo de este pozo, que es muy complicado porque solamente tiene 30 centímetros de ancho”, señaló Larry Lynch Solís, Comandante de los Bomberos.