Luego que las autoridades brasileñas autorizaran el uso de la vacuna de Rusia contra la COVID-19, se conoció que en octubre del presente año, 100 000 brasileños serán vacunados con el fármaco que han venido desarrollando científicos rusos, según informaron fuentes oficiales.

El gobernador de Paraná, estado sureño de Brasil, fue quien reveló este hecho al indicar que ya se llegó a un acuerdo de transferencia de tecnología con el Instituto Gamaleya, quien es el responsable de la vacuna rusa conocida como Sputnik V, para que la misma sea experimentada y elaborada en Brasil posteriormente.

“El Gobierno de Paraná someterá el protocolo de validación de la fase 3 de estudios clínicos de la vacuna rusa a la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) hasta finales de septiembre. Una vez aprobado por el órgano regulador, la previsión es que las pruebas puedan iniciarse al final de octubre”, según un comunicado de la gobernación.