Más de 80 mil personas tienen 100 años o más en Japón en medio del rápido envejecimiento de la población del país. El número de centenarios aumentó 9.176 respecto al año anterior y llegó a 80.450 a partir de ayer. Las mujeres representaron el 88,2 por ciento del total, según el Ministerio de Salud.

Este año, y pese a la pandemia de coronavirus, los centenarios marcaron el mayor aumento anual. Cuando se inició la encuesta en 1963, el número de centenarios era de 153, pero superó los 1.000 en 1981 y superó los 10.000 en 1998, principalmente debido a los avances en la tecnología médica.

La esperanza de vida promedio de Japón fue 87,45 para las mujeres y 81,41 para los hombres en 2019, ambos máximos históricos.

Kane Tanaka, una residente de Fukuoka, de 117 años, es la mujer japonesa de mayor edad. Ella ha sido reconocida como la persona viva más vieja del mundo por Guinness World Records. Mikizo Ueda, un residente de Nara, de 110 años, es el japonés de mayor edad.