La canciller alemana, Angela Merkel, ha expresado su preocupación por la evolución de la pandemia en su país ante la posibilidad de que los contagios adquieran dimensiones como en Francia y lleguen a 19 200 infecciones diarias en Navidad

Los brotes locales deben ser atajados de inmediato, apuntó la líder alemana, en una video-conferencia de la presidencia de su partido, la Unión Cristianodemócrata (CDU), según informaciones coincidentes del semanario “Spiegel” y el popular diario “Bild”.

Ambos medios citan la cifra de los 19 200 contagios diarios para las fiestas navideñas, a tenor del aumento continuado reflejado en las semanas pasadas. Tanto el Instituto Robert Koch (RKI), competente en la materia en Alemania, como el virólogo Christian Drosten, experto de referencia del país, vienen advirtiendo de que los encuentros familiares junto con las ceremonias religiosos son el principal factor de estos repuntes.

El pasado sábado se verificaron 2 507 infecciones, la cifra más alta desde el 18 de abril, y aunque se está lejos aún de los más de 6 000 contagios que se registraron en los momentos más álgidos de la pandemia -entre finales de marzo y principios de abril- se observa con preocupación el incremento continuado que se viene dando desde hace ya quince días, con unos 2 000 casos diarios.