Un juez de Estados Unidos aceptó este martes la petición de la defensa del expresidente Alejandro Toledo (2001-2006), y pospuso el inicio del juicio hasta septiembre de 2021, tres meses después de cuando estaba prevista su celebración.

En una orden a la que tuvo acceso la agencia EFE, el magistrado Thomas Hixson, de la Corte del Distrito Norte de California, fijó la primera vista del juicio de extradición del exmandatario para el 23 de septiembre a las 11:00 hora local. La fecha anteriormente prevista y que ahora queda invalidada era el 17 de junio.

Hixson accedió así a la petición formulada por el abogado de Toledo, Graham Archer, quien pidió el aplazamiento del juicio para poder disponer del tiempo que le requiere la traducción de español a inglés de los testimonios de 152 personas a quienes se tomó declaración para el caso.