El papa Francisco fue operado con éxito el domingo de una estenosis diverticular sintomática del colon, por lo que deberá permanecer internado varios días en el hospital Policlínico Gemelli de Roma.

El pontífice, de 84 años, ha “reaccionado bien a la anestesia general”, según informó antes de la medianoche del domingo el Vaticano tras una intervención quirúrgica que duró varias horas.

“El papa está bien”, según adelantó este lunes el cardenal italiano Enrico Feroci a la prensa italiana al referirse a la primera noche pasada por el pontífice en el hospital.

“Nuestra oración y nuestra cercanía es enorme. Hablé con el cardenal vicario” Angelo De Donatis” y me dijo que “el papa está bien”, aseguró Feroci en el aeropuerto de Roma poco antes de viajar a Tierra Santa.

Francisco fue internado en el hospital Gemelli de la capital italiana, donde se le realizó una “cirugía planificada a causa de sufrir estenosis diverticular sintomática del colon”, precisó el Vaticano.