Crisis por el agua. Vecinos de la Urbanización Allincapac del distrito de Macusani tienen que   formar colas desde muy temprano para recibir en baldes agua de una sola pileta. Con la sequía y las heladas la situación se agudiza sin que las autoridades puedan solucionar esta problemática que surge año tras año.

A versión de los mismos moradores de la zona, este recurso vital solo se tiene por un breve lapso de tiempo y en ocasiones algunos vecinos se tienen que quedar sin en el agua, comentaron. A este problema se suma la carencia de otros servicios básicos como el de desagüe.

En este periodo de sequia la situación es más critica debido  a que en algunos tramos el agua llega a congelarse y las escarchas recién cerca al mediodía son derretidas por la calor del sol. Este mismo problema se tiene en algunas zonas alejadas de la ciudad de Macusani