El Ministerio de Sanidad de Israel anunció este miércoles que las personas de riesgo mayores de 18 años podrán obtener una cuarta dosis de la vacuna contra la COVID-19.

Israel fue uno de los primeros países en lanzar campañas de vacunación masivas contra el nuevo coronavirus para su población.

El pasado verano boreal, las autoridades empezaron a administrar dosis de refuerzo y desde entonces, el gobierno ha aprobado una cuarta dosis para las personas mayores y los grupos de población vulnerables.

El miércoles, el director del Ministerio de Sanidad, Nachman Ash, anunció que todas las personas inmunodeprimidas y los trabajadores de primera línea mayores de 18 años podrán recibir una cuarta dosis.

Más de 600 000 ciudadanos israelíes, de una población total de 9,4 millones, han recibido una cuarta dosis de la vacuna, según cifras del Ministerio de Sanidad.

Por otro lado, Israel lidera los contagios per cápita en el mundo durante la actual ola provocada por la ómicron, con unos 3 millones de contagios desde que esa variante entró en el país a finales de noviembre, aunque la curva se espera que remita esta semana.

En un país con casi 9,5 millones de habitantes, los 3 millones de contagios en la quinta ola suponen que casi un tercio de la población se infectó con COVID-19 en la actual ola, según los datos del Ministerio de Salud israelí.

“Esto coloca a Israel en el primer país esta semana en términos de infecciones”, indicó Eran Segal, profesor del Instituto Weizmann de ciencias y asesor del gobierno en la respuesta a la pandemia.