El ejército ruso informó el lunes que abatió a cinco saboteadores que entraron en su territorio desde Ucrania, la última de una serie de denuncias que atizan la tensión entre Rusia y el pueblo ucraniano.

“En los combates, fueron abatidos cinco personas que pertenecían a un grupo de saboteadores que violaron la frontera de Rusia“, indicaron los militares en un comunicado en el que precisaron que el incidente se produjo cerca de la localidad de Mityakinskaya en la región de Rostov a las 06H00 (03H00 GMT).

En la mañana, Rusia acusó a las fuerzas ucranianas de haber bombardeado un puesto fronterizo ruso en la región de Rostov, una imputación desmentida por Kiev.

Ucrania desmintió el lunes las acusaciones hechas por los militares rusos.

“Ni uno solo de nuestros soldados ha cruzado la frontera con la Federación Rusa y ninguno ha muerto hoy”, afirmó a los periodistas Anton Gerashchenko, un alto cargo del ministerio del Interior de Ucrania.