Rusia advirtió el miércoles que la propuesta de Polonia de transferir aviones de combate MIG-29 a Ucrania a través de una base aérea estadounidense crearía un “escenario potencialmente peligroso”.

“Es un escenario muy indeseable y potencialmente peligroso”, dijo el portavoz de la presidencia rusa Dmitri Peskov.

Polonia pidió que se le permita trasladar esos aviones de fabricación soviética a la base de Ramstein, en Alemania, “sin demora y gratuitamente” y ponerlos a disposición de Estados Unidos.

Sin embargo, Washington es reacio a enviarlos después a Ucrania –una decisión que podría ser considerada por Rusia como una escalada significativa– y la considera una propuesta “no viable”.

El presidente ucraniano, Volodymir Zelenski, pidió el miércoles a los países occidentales que “decidan cuanto antes” el envío de los aviones a su país, objeto desde hace quince días de una ofensiva de las fuerzas rusas.